Consejos para mantener el jardín en los meses de frío

Consejos para mantener el jardín en los meses de frío

 conservacion de jardines

Un jardín requiere unas labores de mantenimiento constantes a lo largo de todo el año. Pero cuando llegan los meses invernales, es imprescindible realizar ciertas tareas para combatir que las duras condiciones climatológicas características de esta época dañen a las especies vegetales. Como expertos en la conservación de jardines, sabemos que es necesario reforzar las atenciones que se presta a las plantas y los árboles para que no perezcan víctimas de las intensas heladas.

Para impedir que las bajas temperaturas afecten a las especies vegetales, es preciso cubrirlas con una tela o una lona de plástico. Sobre todo, las variedades de plantas y flores más vulnerables a las inclemencias del tiempo. Asimismo, es importante tener en cuenta que no necesitan la misma cantidad de agua y abono que en los meses de calor. ¿El motivo? Porque entran en un proceso de letargo, por lo que requieren de una cantidad menor de nutrientes para sobrevivir.

En cuanto al riego, es preferible efectuarlo durante las horas del día en las que se registren las temperaturas más altas. Un aspecto relevante en este sentido es tomar precauciones para no mojar la planta. La razón para extremar los cuidados en el riego es que, cuando llegan los momentos más fríos de la jornada, el agua depositada en las plantas puede congelarse y causar graves perjuicios.

En Tecgarden también aconsejamos tener especiales atenciones con los árboles. Es fundamental que reciban la cantidad de agua suficiente durante el otoño para que puedan conservar la humedad necesaria para superar el invierno. De igual modo, es bueno cubrir los árboles con una malla para evitar su deterioro. Este factor es importante, sobre todo, en el caso de los cítricos, puesto que sus frutos y brotes son sensibles a las circunstancias climatológicas adversas.

Como empresa especializada en la conservación de jardines, también queremos destacar que el césped exige un mantenimiento específico durante el invierno. Para que luzca verde y en buen estado, es mejor no cortarlo completamente en los meses fríos. Lo que sí es positivo es aplicar mantillo para la protección invernal y aportación de elementos orgánicos.

Sin comentarios

Lo sentimos, el formulario de comentarios está cerrado en este momento.